La Tribuna de Automoción
Portada » Noticias » La Alianza de Concesionarios Europeos defiende «una norma comunitaria de distribución, basada en la protección austriaca de inversiones»
Concesionarios y talleres Internacional

La Alianza de Concesionarios Europeos defiende «una norma comunitaria de distribución, basada en la protección austriaca de inversiones»

La portavoz de la Alianza de Concesionarios y Talleres Europeos, Antje Woltermann, defendió en una entrevista con La Tribuna de Automoción, la importancia de los datos generados por los vehículos y la reforma para las normas de competencia vertical en Europa.

Antje Woltermann, portavoz de Aecdr.
Antje Woltermann, portavoz de Aecdr.

Los concesionarios españoles llevan años reclamando una normativa nacional que les proteja frente a las exigencias de los fabricantes. Sin embargo, la asociación que representa a Faconauto a nivel comunitario cree que, más que tener una ley para cada país, debería haber una sola que regulase sus relaciones en toda la UE.

Así lo puso de manifiesto Antje Woltermann, la portavoz de la Alianza de Concesionarios y Talleres Europeos (Aecdr), en una entrevista con La Tribuna de Automoción. La mejor oportunidad de la que se dispone es la reforma a las directivas de competencia vertical, que está llevando a cabo la Comisión Europea; la primera de ellas entrará en vigor en 2022.

Si la crisis del coronavirus no afecta los plazos, Bruselas publicará antes de junio su postura oficial en un documento de trabajo que marcará los fundamentos de la ley que sustituya a la actual, 330/2010, sobre la que se basan los contratos de los distribuidores. Existe otra legislación, enfocada en el mercado de la posventa (461/2010), que se aplicará un año después, en 2023. Para la asociación, es esta última la que tiene más probabilidad de ampliarse para recoger las inquietudes de los vendedores en una norma específica para la automoción.

En opinión de Woltermann, las disposiciones en vigor hoy supusieron un paso atrás frente a lo recogido en la directiva 1400/2002, pero “son mejor que nada”. A su juicio, el «estándar dorado» sobre el que debería basarse el nuevo texto es una ley austriaca anterior a 2010; en ella se recoge un punto fundamental: la protección de las inversiones no amortizadas por parte de los vendedores, que deben ser indemnizadas por los fabricantes en caso de la terminación del contrato.

Este argumento ha tenido su eco, tanto a nivel español de la mano de Faconauto, como en los diferentes organismos europeos, como Aecdr o Cecra. Hace años, la propia Woltermann fue vicepresidenta de esta última asociación, pero descubrieron que unificar a concesionarios oficiales y talleres bajo la misma cúpula generaba posturas enfrentadas. Así, se constituyeron en abril de 2019 para concentrar las voces de las redes oficiales durante el periodo de consulta pública para la reforma del 330.

“Puede que sea un problema que la norma llegue demasiado tarde a regular los servicios basados en datos, pero no nos queda alternativa”, declaró Woltermann.

En referencia a la venta directa que está siendo explorada por algunas marcas, recalcó: “Los fabricantes pueden elegir el modelo de ventas que quieran para sus productos, pero, si lo que quieren es trabajar de la mano de sus concesionarios, no se les debería permitir estar tan directamente involucrados”.

Lea la entrevista completa en el último número de La Tribuna de Automoción, disponible gratuitamente en nuestra web. 

Artículos relacionados

Comparte tu opinión

* Acepto la política de protección de datos.
Los comentarios deben ser aprobados antes de publicarse.