La Tribuna de Automoción
Portada » Noticias » Los fabricantes recurren al Supremo las multas de Competencia, que considera que Mazda será sancionada finalmente
Concesionarios y talleres España

Los fabricantes recurren al Supremo las multas de Competencia, que considera que Mazda será sancionada finalmente

14 de los 17 fabricantes sancionados por la CNMC presentaron recursos ante el Tribunal Supremo porque consideran que las resoluciones del organismo supervisor no son equilibradas

Audiencia625

Las marcas sancionadas por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), cuyas multas fueron ratificadas por la Audiencia Nacional en las sentencias de diciembre de 2019, por un valor de 130,6 millones de euros, han presentado un recurso de casación ante el Tribunal Supremo, según ha avanzado La Tribuna de Automoción en su edición impresa.

De los 17 fabricantes castigados –inicialmente había 18, pero la Audiencia eximió a Mazda–, 14 han confirmado a esta publicación que han recurrido al TS porque las resoluciones del organismo supervisor no son equilibradas, al considerar que no incurrieron en prácticas anticompetitivas por el intercambio de información sectorial. Por su parte, Mitsubishi (controlada por B&M Automóviles España) y Mercedes Benz, no se han manifestado y Toyota lo estaría estudiando.

Mazda, exculpada por un error de transcripción

Precisamente, Mazda se encuentra en la posición contraria, puesto que el tribunal dio la razón a la marca japonesa hace dos meses, pero el abogado del Estado, en representación de la CNMC, recurrirá la sentencia ante el Supremo, al haberse cometido un error al transcribir la cuota de participación entre el Excel y la resolución final de competencia, según fuentes de la Administración.

Así, en el texto sancionador se incluyó un porcentaje del 0,0%, cuando debería figurar un 0,9% de culpa de Mazda en el cártel, lo que suponía una multa de 656.390 euros. Este argumento fue el que empleó la Audiencia, que consideró que, con esa cifra, no “puede dar lugar a la imposición de una sanción”, si bien admitió que podría tratarse de un “error material”, por lo que tuvo que excluir a la empresa de toda responsabilidad. Una duda que en su momento no fue resuelta por el abogado del Estado.

Ante esta circunstancia, la CNMC da por seguro que el Supremo estimará el recurso de casación y dará por buena la sanción que se le había aplicado a Mazda.

El resto de resoluciones de la Audiencia fueron: BMW Ibérica (8,03 millones de euros), B&M Automóviles España (776.012 euros) —representa a Mitsubishi—, Ford España (20,2 millones), Honda Motor Europe Limited Sucursal España (609.325), Hyundai Motor España (4,4 millones), Automóviles Citroën España (14,8 millones), Peugeot España (15,7), Kia Motors Iberia (2,1 millones), Volvo Car España (1,7 millones), GM España (22,8 millones), Chevrolet (138.580), Fiat Chrysler Automobiles Spain (6,97 millones), Chrysler España (265,5 euros), Mercedes-Benz España (2,4 millones), Toyota España (8,7 millones), Nissan Iberia (3,2 millones) y Renault Comercial (18,2 millones).

Artículos relacionados

Comparte tu opinión

* Acepto la política de protección de datos.
Los comentarios deben ser aprobados antes de publicarse.