heycar
heycar
Cargarantie 50 años
La Tribuna de Automoción
Portada » Noticias » Dos plantas de Audi ya son neutras en carbono y tres evitan el 70% de las emisiones de CO2
Internacional

Dos plantas de Audi ya son neutras en carbono y tres ahorran un 70% de las emisiones de CO2

La marca de los cuatro aros tiene como meta que todas sus fábricas alcancen la neutralidad de carbono para el año 2025.

Fábrica de Audi en Bruselas, donde se produce el e-tron.
Fábrica de Audi en Bruselas, donde se produce el e-tron.

Siguiendo con lo establecido en el Acuerdo de París, Audi tiene la intención de alcanzar la neutralidad de carbono en 2050. Sin embargo, para un horizonte mucho más cercano, 2025, tiene el objetivo de que este principio se cumpla en todas sus fábricas.

Por el momento, ya son dos las plantas que han conseguido el propósito de alcanzar una "huella neutra" en la producción, contemplada en la hoja de ruta Mission:Zero. La primera fue, en 2018, la de Bruselas, donde se monta el Audi e-tron, y recientemente se ha sumado la de Györ.

En esto tiene una especial relevancia la instalación de un sistema fotovoltaico que, en el caso de la factoría belga, cuenta con un despliegue de 107.000 metros cuadrados, mientras que en las instalaciones húngaras, abarca una extensión de 160.000 metros cuadrados en el techo, lo que hace de él el más grande de Europa.

Además de esto, se emplea gas natural —también con balance neutro— y aquellos contaminantes que acaban siendo lanzados a la atmósfera, de manera inevitable, son compensados por créditos de carbono certificados.

En el resto de localizaciones industriales, ya se han puesto en marcha medidas para conseguir la meta de 2025. Así, en Ingolstadt, Neckarsulm (ambas en el país germano) y San José Chiapa (México) ya se evitan "entre el 70% y el 75% del CO2 que de otra manera se generaría".

El siguiente paso, según ha avanzado Stephan Brun, coordinador de Protección Ambiental, es hacer neutra la producción del Audi e-tron GT en Böllinger Höfe (Alemania).

Colaboración con los proveedores

La mitad de década será un momento decisivo para la marca de los cuatro aros, dado que, para entonces, tiene pensado reducir en un 30% las emisiones de CO2 de todo el ciclo de vida de sus vehículos, en comparación con las cifras registradas en 2015. Asimismo, para esa misma fecha, espera contar con unos 30 modelos electrificados.

La transición hacia la nueva movilidad implica, no obstante, un problema: con ella, "el porcentaje de emisiones de CO2 atribuido a la cadena de suministro aumenta, porque el proceso de producción de las baterías es particularmente intensivo en carbono".

Por ello, desde hace un par de años se colabora con los proveedores, para identificar qué líneas se pueden seguir para reducir estas emisiones. La suma de todas ellas —en las que se incluyen, por ejemplo, el uso de electricidad verde y el aumento en el empleo de materiales reciclados— tiene un potencial de disminuir los contaminantes en 1,2 toneladas métricas por vehículo una vez se hayan implantado por completo, de acuerdo con la empresa.

Comparte tu opinión

* Acepto la política de protección de datos.
Los comentarios deben ser aprobados antes de publicarse.