La Tribuna de Automoción
Portada » Noticias » Opel revoluciona su gama de motores con el nuevo Astra
Producto

Opel revoluciona su gama de motores con el nuevo Astra

La nueva generación de la berlina viene con unos propulsores más que eficientes, que pueden cumplir con la normativa CAFE y que han reducido un 21% su peso.

Nuevo Opel Astra 2020.

“Estamos absolutamente seguros de que cumpliremos con el objetivo de los 95 gramos de CO2 por kilómetro”. Así de tajante se mostraba Jose María Botía, director de comunicación de Opel, al comenzar la presentación del nuevo Astra, el cual, según la propia marca, ha sufrido una “importantísima transformación” para no infringir las normativas anticontaminación europeas. Y, pese a que por el momento no se ha confirmado una versión electrificada de este modelo —los alemanes comenzarán a vender cuatro vehículos movidos por energías alternativas este año y otros cuatro en 2021—su gran apuesta se encuentra en el trabajo que han hecho con los motores.

Los nuevos propulsores del Astra, que se estrenan con este conjunto, han reducido sus emisiones en un 21% respecto a la generación anterior, gracias a sus tres cilindros y a la reducción de seis kilos de su peso total al fabricarse totalmente en aluminio. Se cuentan hasta cuatro de gasolina —que de media firman 99 gramos por km y un consumo de 4,3 litros—: tres 1.2 de 110 CV, 130 CV y 145 CV (todos con caja manual de seis velocidades), y un 1.4 de 145 CV (con cambio automático CVT de siete relaciones). Por otro lado, los diésel —90 gramos y 3,4 litros—presentan un único bloque, un 1.5, que opera a dos niveles: un 105 CV manual y un 122 CV automático EAT9. Los de gasóleo destacan además por incorporar un turbo controlado de forma eléctrica que hace que su velocidad de aceleración sea mayor.

En cuanto al diseño exterior, si bien es cierto que desde Opel admiten que no se ha modificado demasiado ya que “no había mucho que tocar”, según Agustín López-Turconi, su director de producto, sí se aprecian algunos cambios respecto a la versión de 2016, como la nueva parrilla frontal y un renovado paragolpes inferior. También se han carenado los bajos para mejorar su aerodinámica, y se ha dejado más limpia la zona trasera. La línea lateral sí se mantiene, en un intento por continuar ejerciendo una sensación de deportividad.

El interior, por su parte, sí trae una reedición importante, ya que, por ejemplo, el salpicadero es totalmente nuevo. Se añade una pantalla de ocho pulgadas para el piloto donde se muestra el reloj central de la velocidad e información importante durante la conducción, unida a dos relojes analógicos laterales. Sus asientos, calefactados (o ventilados) y con función masaje en las opciones más altas, pueden incluso ser tapizados en Alcántara.

Tecnológicamente, resalta su navegación conectada por wifi para poder visualizar el estado del tráfico de forma simultánea, la actualización de mapas de forma online, y un cargador inalámbrico para cualquier tipo de smartphone preparado.

Finalmente, su precio parte de los 21.800 euros (sin descuento) para el modelo más básico —110 CV gasolina manual—, aunque, con las rebajas de la marca y entregando un coche, puede verse reducido hasta los 16.550 euros. Además, se ofrece la opción de financiarse, pagando una entrada de 2.300 euros y una cuota mensual de 139 euros.

Artículos relacionados

Comparte tu opinión

* Acepto la política de protección de datos.
Los comentarios deben ser aprobados antes de publicarse.