Sábado, Diciembre 16, 2017
   
Tamano Texto
Banner
Banner

quienes somoscontactanos

Marcas de Automóviles

Alfa Romeologo_Audi_nuevoBMWChevroletChryslerCitroënDaciaDodgeFerrariFIATFordHondaHyundaiInfinitiJaguarKiaLanciaLand RoverLexus
MazdaMercedes BenzMINIMitsubishiNissanOpelPEUGEOT-LOGOPorscheRenaultSaabSEATlogo_skodaSmartSubaruSuzukiTATAToyotaVolvoVolkswagen

logo facebooklogo linkedinlogo Issuu

El Gobierno mantiene las ayudas del Movea a los eléctricos de mayor autonomía y aplica un severo recorte al resto de energías alternativas

Usar puntuación: / 4
MaloBueno 

Movea 625

El Plan Movea 2017, que llega 12 meses después de que se agotaran los fondos de la primera edición, se ha publicado hoy en el Boletín Oficial del Estado (BOE), una vez que el Gobierno validó el real decreto en Consejo de Ministros, el 16 de junio. El programa, que dispone de un presupuesto de 14.260.000 euros —un 14,1% menos que en el primero—, estará operativo desde mañana sábado y finalizará en el momento en que se termine el dinero movilizado o como máximo el próximo 15 de octubre. A causa del reducido importe de las ayudas, éstas se consumirán en poco tiempo, según fuentes del sector.

Los beneficiarios podrán presentar las solicitudes, previsiblemente, a mediados de julio, cuando estará abierta la ventanilla administrativa. Pese a ello, las operaciones que se podrán registrar serán las materializadas desde mañana.

El nuevo Movea llega con múltiples cambios y entre ellos uno de los más destacados es el hecho de que se apueste de manera más decidida por los vehículos eléctricos, híbridos e híbridos enchufables de mayor autonomía, que conservan la cuantía del incentivo, en detrimento de otras tecnologías de propulsión alternativas que sufren un recorte considerable.

En el caso de los turismos con un alcance eléctrico de más de 90 km se conceden, al igual que el año pasado 5.500 euros. Lo mismo sucede con las furgonetas, furgones, camiones ligeros, autobuses o autocares con más de 60 km (8.000 euros y la autonomía no se aplica a las categorías M2 y N2), los cuadriciclos ligeros (1.950 euros), los cuadriciclos pesados (2.350 euros) y las motocicletas con más de 70 km (1.500 y 2.000 euros dependiendo de la potencia).

Dentro de la tecnología eléctrica, no obstante, sí existen ajustes en los turismos con entre 15 y 40 km, que pasan de 2.700 euros a 1.300, y los que registran entre 40 y 90 km, que pierden 1.100 euros y se quedan con 2.600. Asimismo, en los autobuses y autocares con masa máxima de más de cinco toneladas y los furgones o camiones de más de 12 t, la pérdida es de 5.000 euros, quedándose con 15.000.

Si se analiza el resto de combustibles, el GLP, GNC, GNL o bifuel gasolina-gas, en todas las categorías de vehículos hay reducciones de incentivos. Por ejemplo, en los automóviles propulsados con gas licuado del petróleo, los modelos con límite de precio de venta de 11.000 euros (antes de IVA o IGIC) —antes eran 10.000 euros— percibirán solo 500 euros (-54,5%); mientras que los que cuestan hasta 25.000 euros, 1.000 (-60%).

La presente edición añade al catálogo de sistemas de propulsión los de pila de combustible en los turismos, que recibirán 5.500 euros sin tener un precio límite. Sin embargo, se retiran los incentivos de 200 euros para las bicicletas de pedaleo asistido por motor eléctrico, que contaban con una reserva de fondos de 200.000 euros.

Sin el minimis, pero con menos ayudas para las empresas

Otra de las grandes novedades del plan es que las empresas dejan de estar sujetas por norma general a la regulación europea de ayudas de minimis en la adquisición de vehículos —fija un límite de 200.000 euros en incentivos durante tres ejercicios fiscales—, una cuestión que fue reclamada por ellas a Industria, ya que muchas de las que habían participado en el Movea anterior ya estaban a punto de superar dicha cláusula. Como excepción, solo aplica este condicionante para la compra de coches GLP y en la instalación de puntos de recarga de vehículos eléctricos.

Esta modificación que ha beneficiado a las compañías lleva aparejada, no obstante, un ajuste en el dinero que pueden recibir por adquisición de vehículo (se distingue entre pyme y gran empresa) en casi todas las categorías. Por ejemplo, para los turismos eléctricos de más de 90 km de autonomía, las pymes tienen asignados 4.300 euros y las grandes empresas 3.200 euros, frente a los 5.500 de los particulares, autónomos o administraciones.

El canal corporativo también se ve afectado por una novedad más y es que se ha introducido una excepción a la regla general de la compra máxima de 35 unidades, para las motocicletas eléctricas, un tipo de vehículo del que se podrán adquirir hasta 50 por solicitante.

concesionario625

Achatarramiento y ayudas de los concesionarios

Los beneficiarios, al igual que en el Movea de 2016, recibirán un incentivo complementario consistente en un descuento mínimo de 1.000 euros por parte del punto de venta, el fabricante o el importador en la compra del coche (categorías M y N), excepto en los eléctricos. En este último caso, y dejando aparte a las motocicletas, los distribuidores tienen que ofrecer, salvo renuncia expresa de los clientes, la instalación de un punto de carga asumiendo un coste máximo de 1.000 euros (M y N) o de 150 euros para los cuadriciclos.

Otra cuestión relevante es la obligatoriedad que tienen los autobuses y autocares y los furgones y camiones con masa máxima superior a 3,5 t de achatarrar un vehículo similar de más de siete años. Por su parte, los solicitantes de turismos y de furgonetas o camiones ligeros que no superen los 3,5 t tienen posibilidad de retirar un coche a cambio de 750 euros.

Nuevo reparto de fondos

La presente convocatoria del Movea, dada la experiencia del año pasado, ha recibido una gran transformación en relación a la distribución que se hace del presupuesto por tipo de destinatario y energía. En el primer caso, las empresas privadas y los particulares y las instituciones sin ánimo de lucro mantienen la dotación (6,5 millones cada uno), mientras que el resto la ven reducida. Las autonomías se quedan con 80.000 euros (antes 1,6 millones), las sociedades del sector público, también con 80.000 euros (400.000), y las entidades locales, con 1,1 millones (1,6 millones).

En cuanto a la propulsión, los eléctricos se llevan 10.090.000 euros de los fondos (+17,3%), los de gas natural o bifuel, 2.235.000 euros (+11,8%) y los de GLP o bifuel, 1.375.000 euros (+5,8%). Todos estos crecimientos se han hecho a costa de la partida para puntos de recarga de eléctricos, que pasa de contabilizar 4,5 millones a apenas 560.000 euros. En ella, se incluye como novedad la ayuda para equipos de recarga convencional, con 45.000 euros —se ha fijado un incentivo de 1.000 euros por punto—.

Nissan-e-NV200-42

Adquisición de seminuevos y medidas de seguridad

Aparte de la compra de vehículos nuevos, el Movea 2 vuelve a incluir como beneficiarios a los eléctricos —se añaden los de pila de combustible— que son propiedad de los concesionarios y que los adquirieron al fabricante o importador. Las novedades residen en que se amplía su antigüedad de seis a nueve meses desde la primera matriculación y que se excluyen a las motocicletas (antes estaban fuera las bicis).

Por otra parte, el programa ha añadido como requisito en los vehículos objeto de subvención que estén dotados, en las categorías M y N, de sistema de control electrónico de estabilidad (ESC), excepto en los casos exentos de dicho cumplimiento por la normativa vigente.

Más incompatibilidades

En el primer plan, las ayudas para la compra de vehículos o la instalación de puntos de recarga eran incompatibles con cualquier otra con la misma finalidad de la Administración General del Estado, sin embargo sí se podían sumar a las de las autonomías, entidades locales o las de la UE, sin que se superase el precio de venta antes de impuestos o el coste de inversión.

Ahora, el escenario es diferente. Para los coches, solo hay compatibilidad con los incentivos europeos; mientras que para los puntos de carga, las ayudas pueden compaginarse con todas sin importar la administración.

Posible reasignación del dinero

Como sucedía con el primer Movea, si a una fecha concreta, en el presente caso el 1 de septiembre, no se hubiesen comprometido las cuantías previstas para cada una de las categorías en las que se divide el plan, los remanentes podrán ser reasignados por el Ministerio de Economía, Industria y Competitividad a otra de cualquier tipo de vehículo, previo informe a la Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos.

Ignacio Anasagasti / Pablo M. Ballesteros / Madrid

Estadísticas Nacionales

Nov.
2017

%
17/16

Acum.
2017

Acum. 17/16

Matriculaciones

Automóviles

104.756

12,5

1.138.029

7,7

Derivados

9.826

12,3

101.334

12,5

Furgones

6.767

19,6

68.511

26,3

Producción (octubre)

 
 

Turismos

188.272

-4,6

1.867.958

-5,2

Todoterrenos

4.664

2,8

39.572

2,7

Comerciales /

Industriales

49.470

24,7

468.622

3,6

Overdrive

  • 1

Otras publicaciones de la empresa

Portada_Ranking   renting ecoauto   motoraccion autoaventura
        

Login